Calentadores Solares

Nuestros calentadores solares para agua están fabricados con la más alta tecnología en maquinaria automatizada utilizando avanzados equipos y técnicas de manufactura. Utilizamos los mejores materiales apropiados para las condiciones locales. Nuestros sistemas cuentan con diseños de alta funcionalidad; son confiables y fáciles de instalar. 

Los sistemas se integran con tubos colectores de cristal de borosilicato al alto vacío; los cuales absorben y aprovechan la radiación solar directa y la radiación solar difusa; es decir, cuando hay rayos solares directos y cuando está nublado. Son extremadamente efectivos al convertir los rayos infrarrojos del sol en calor conductivo para generar agua a elevada temperatura. 

Cada colector tiene un tubo interior y otro exterior concéntricos, los cuales forman el vacío entre ellos. El tubo interior tiene un recubrimiento selectivo, el cual convierte la radiación solar, incluyendo los rayos infrarrojos en calor, que después es conducido al agua dentro del tubo, eleva su temperatura, la hace circular dentro del sistema por convección y la almacena en el termo tanque el cual está recubierto de poliuretano, material que permite mantener la temperatura durante toda la noche. Las pérdidas de calor por conducción y convección son eliminadas porque no hay aire que conduzca el calor o lo circule. 

 
 

Los tubos de cristal de borosilicato al alto vacío no son afectados por condiciones climáticas tales como: lluvia, viento, nubes, etc.; su forma y recubrimiento, ayudan a evitar la refracción y tener un inmejorable aprovechamiento solar. En comparación, el sistema de serpentín de cobre y planchas de cristal o policarbonato, sólo absorben los rayos solares cuando estos son perpendiculares a su superficie plana; de esta manera la refracción a la radiación solar es permanente, resultando en energía solar no aprovechada durante todo el día. 

La forma cilíndrica de los tubos evacuados incrementa su habilidad para aprovechar la absorción de los rayos infrarrojos en ángulos de incidencia bajos. 

 

Sistemas por Gravedad 

El suministro de agua a este tipo de equipos es vía gravedad por medio de un depósito elevado (tinaco). 

El agua circula por todo el sistema mediante el efecto denominado “termosifón”, que provoca la diferencia de temperaturas. Es decir; este sistema opera por convección natural, el agua caliente es más ligera que el agua fría y, por lo tanto, tiende a subir. Esto es lo que sucede entre los tubos de cristal al alto vacío y el tanque de almacenamiento, con lo cual se establece una circulación natural, sin necesidad de ningún equipo de bombeo adicional. 

Se recomienda que los calentadores solares se instalen en serie con calentadores de gas LP como respaldo. El tiempo de recuperación con radiación solar directa en las horas más cercanas a mediodía es aproximadamente de 10°C por hora. 

 
 

Sistemas para Redes Presurizadas 

Este tipo de sistema puede ser alimentado con sistema hidroneumático, presurizador, directamente de la red pública de suministro de agua e incluso por gravedad. 

El agua circula por todo el sistema mediante el efecto denominado “termosifón”, que provoca la diferencia de temperaturas. Es decir; este sistema opera por convección natural, el agua caliente es más ligera que el agua fría y, por lo tanto, tiende a subir. Esto es lo que sucede entre los tubos de cristal al alto vacío y el tanque de almacenamiento, con lo cual se establece una circulación natural, sin necesidad de ningún equipo de bombeo adicional. 

Se recomienda que los calentadores solares se instalen en serie con calentadores de gas LP como respaldo. El tiempo de recuperación con radiación solar directa en las horas más cercanas a mediodía es aproximadamente de 10°C por hora. 

 

Sistemas para Redes Presurizadas (Circulación Forzada) 

El suministro de agua a este tipo de equipos es a través de sistemas hidroneumáticos y/o de recirculación. 

Los colectores de cristal al alto vacío transfieren la energía recibida del sol al intercambiador de calor (heat pipe) y debido a su fluido especial interior, transfieren la energía al condensador, convirtiéndola en calor, que es conducido al agua que fluye dentro del tanque de circulación. 

El agua que se calienta de forma muy eficiente es conducida por un sistema de recirculación a un depósito térmico de almacenamiento por medio de un dispositivo automático de bombeo que funciona con sensores de temperatura sólo cuando las condiciones son óptimas y hay energía disponible por colectar. 

Estos sistemas se instalan en series y paralelos; sin límite de equipos para aplicaciones donde se requiere un mayor volumen de agua caliente a elevadas temperaturas. Se recomienda que se instalen en serie con calderas como respaldo. 

El tiempo de recuperación con radiación solar directa en las horas más cercanas a mediodía es aproximadamente de 10°C por hora.